Páginas

DESPUÉS DE 115 AÑOS...

Juan Bautista Berdum fue un vasco francés a quien el gobierno de España, en 1801, donó unos terrenos cercanos al poblado de la Inmaculada Concepción de Minas. Los vecinos del lugar, pasado el tiempo, le llamaron al paraje Cerro del Verdún. En el año 1900, el párroco de la ciudad, Don José De Luca, le pidió permiso a don Pedro Dartayete y a su esposa, doña María Ariza, dueños entonces del cerro, para colocar en la cumbre una imagen de la Virgen. Desde el 19 de abril de 1901 hasta hoy, la Virgen del Verdún se ha convertido en el lugar de peregrinaciones más popular del Uruguay: cada 19 de abril, miles de personas de todo el país suben al Cerro para agradecerle a la Inmaculada sus indudables favores. En 2010, coincidiendo con el jubileo por los 50 años de creación de la Diócesis de Minas, los obispos uruguayos declararon el lugar Santuario Nacional.

En 19 de abril de 2014 se inauguró la renovación del entorno del templete de la Virgen. El 15 de septiembre de 2015, la capilla "Madre de Misericordia", en la cumbre del Cerro. Es la Virgen la que mueve los corazones, para que ayuden a hacer de su casa del Verdún un lugar privilegiado de encuentro con Jesús.


martes, 9 de abril de 2019

¿QUÉ ES ESO DE LA "DECONSTRUCCIÓN"?


"No podemos pasar por alto que, desde algunos órganos del Estado, se difunde una visión de la persona y su sexualidad encaminada a la "deconstrucción" de la familia, que equivale a su destrucción. Además, vemos con honda preocupación que forma parte del proceso de "deconstrucción", que el Estado se apropie del derecho y el deber primario de los padres de educar a sus hijos según su propia escala de valores, para darles desde la infancia una visión deformada de la sexualidad, del matrimonio y de la familia".  Así decimos los Obispos en el Mensaje TIEMPO DE ELECCIONES, TIEMPO DE ESPERANZA. No exageramos nada. Reproduzco apenas unos ejemplos de la "colonización ideológica" a la que estamos sometidos. Estas son algunas de las ACTIVIDADES propuestas en el texto de la ANEP. 

Mi silueta
Objetivo: Propiciar el conocimiento de aspectos de la anatomía corporal, las semejanzas y las diferencias corporales. Apertura: Invitar a los niños y las niñas a recorrer el salón desplazándose a partir de consignas que se les irán dando en voz alta (Se puede acompañar con música): - en puntas de pie - apoyando sólo los talones - apoyando la cola y los pies en el suelo - apoyando las manos y los pies - poniendo todo el cuerpo contra el suelo. Después de explorar desplazamientos cambiando los puntos de apoyo, decirles que hagan de cuenta que van a dormir una siesta, se mueven de un lado a otro, luego se estiran todo lo que puedan, abriendo los brazos y las piernas. Explicarles que se les dará una hoja de papel que será como una alfombra (la hoja de papel debe ser más grande que el cuerpo de los/as niños/as). Decirles que se acostarán boca arriba estiradas/os, tratando de separar brazos y piernas sin salirse de ella. Repasar con marcadores las siluetas de sus cuerpos. Desarrollo: Comparar los distintos cuerpos representados. Observar las semejanzas y las diferencias: algunos cuerpos son más altos; otros, más bajos; algunos, más gordos; otros, más delgados; algunos llevan pelo largo o corto, rubio o morocho, etc. Encauzar la nominación de las diversas partes del cuerpo. Mezclar las siluetas y jugar a descubrir de quién es cada silueta. Encauzar el diálogo acerca de las evidencias que tomaron en cuenta para reconocer su silueta y diferenciarla de las otras. Con los grupos de edades más grandes, se puede solicitar que coloreen en la silueta todas las partes que consideren que tienen que ver con la sexualidad. Cierre: Invitarles a sentarse en una ronda observando todas las siluetas que pueden colocarse en las paredes del salón. Conducir el intercambio de ideas acerca de las partes del cuerpo que pintaron y las que no pintaron, y por qué ellos/as consideran que se relacionan o no con la sexualidad. Problematizar sus concepciones enfatizando en las diferencias entre los conceptos de sexo, prácticas sexuales y sexualidad. El/la docente adecuará la información a brindar, cuidando no brindar una visión meramente reproductiva de la función de los diferentes órganos. Por ejemplo, es muy importante que al hablar de la vulva, se haga referencia al clítoris y su función en cuanto a la vivencia de una sexualidad placentera. Una frase errónea es muy frecuentemente usada: “los varones tienen pene y las mujeres…”. El contenido de los tres puntos suspensivos puede variar, “y las mujeres, no tienen” o “y las mujeres tienen vagina”, o menos frecuente, pero adecuada, “y las mujeres tienen vulva” En cuanto a la respuesta “las mujeres tienen vagina”. Es importante aclarar que la vagina es un genital interno. No se ve, por lo tanto una niña no puede verla ni señalarla. Al decir “los varones tienen pene y las mujeres no tienen” no explicamos qué es lo que tiene la mujer, la caracterizamos utilizando como patrón el pene del varón, diciendo que carece de él, esta postura androcentrista es una forma de negación de la genitalidad de las mujeres. En lo que se refiere a los genitales de los varones, es importante aclarar la existencia del escroto y manejar la diferencia con los testículos. Las referencias al respecto de la sexualidad de los varones está completamente unida a la genitalidad y ésta, principalmente al pene. Dado que la gestación se produce en el cuerpo de la mujer, se ha difundido mucho más la anatomía de las mujeres, porque se ha hablado mucho más de reproducción disociándola de la sexualidad. La función erótico-placentera de la sexualidad ha sido abordada con menor frecuencia que la reproductiva. Dentro de este marco se sugiere, que en vez de hablar de órganos reproductores se diga órganos genitales.



Cosquillas, besos y abrazos
Objetivo: Promover una vivencia positiva del propio cuerpo aprendiendo a distinguir las sensaciones placenteras de las displacenteras. Desarrollo de la actividad: Apertura: Organizar al grupo en parejas. Informarles que jugarán con su cuerpo experimentando el contacto con diferentes texturas y objetos y luego hablarán sobre sus sensaciones ante el contacto. Proponer: - Sacarse las medias y tocar con los pies: trozos de alfombra, piedritas, los pies de su compañero/a, etc. - Hacer cosquillas en los pies al otro/a. - Hacer un masaje en los hombros, la espalda, los brazos y las manos, sintiendo las partes “blandas” y las “duras” del cuerpo del/la compañero/a. - Acariciar el pelo de su compañero/a. Al finalizar cada una de las experiencias, promover que los/as niños/as relaten qué sensaciones les gustaron más o menos, y por qué. Desarrollo: En parejas, deberán ir cumpliendo las consignas que el/la docente les va comunicando: - Una/o persigue al otro/a por el salón, imitando todos sus movimientos. - Un/a compañero/a le sopla suavemente las palmas de las manos al otro/a compañero/a, que deberá estar con los ojos cerrados y con las palmas hacia arriba. - Ambos deberán caminar en puntas de pie, y luego solamente con los talones. - Estando muy cerca del oído del/la compañero/a, un miembro de la pareja le comunicará acciones que tiene que hacer el otro, pero en voz muy baja (levantar un pie del suelo, agacharse y pararse dos veces, etc.) - Ambos/as imitarán la forma de desplazamiento de una serpiente, - Se darán un abrazo apretado. - Jugarán a empujarse suavemente, sin provocar que el/la otro/a pierda la vertical. Cierre: Vuelta a la calma a través de consignas que reduzcan la necesidad de desplazarse y la agitación de cada uno/a. - Se sientan frente a frente, y con los ojos cerrados, deben aplicarle un “masaje capilar” al/la compañero/a. - Sentados/as cómodamente en el suelo, se colocan espalda con espalda, y respiran profundamente, intentando acompasar las respiraciones, pero sin hablarse. - Se relajan y se acuestan, uno al lado del otro/a.

Cuido mi higiene personal
Es necesario asegurarse que se indique en las explicaciones que en los pliegues de piel del escroto y en el prepucio se acumula el sudor, por tanto, los niños deben retroceder este para que no queden zonas sin limpiar. En el caso de las niñas, deben aclarar que se separan los pliegues que forman la vulva, ya que en ellos se acumula el sudor y otras sustancias. En los períodos de la menstruación estos lavados han de realizarse varias veces al día, cada vez que se cambie el adherente o tampón. Es importante transmitir que la limpieza debe realizarse desde adelante hacia atrás, desde la vulva hacia el ano, y no al revés. La actividad permite indagar los conocimientos previos sobre los nombres de los genitales externos y sus partes. Es recomendable tener a disposición de los/as niños/as modelos tridimensionales de penes y vulvas, imágenes o fotocopias ampliadas, para que elijan y utilicen en las explicaciones. En los Centros de Referencia se cuenta con material de este tipo. Asimismo, pueden construirse previamente, en el marco de una secuencia, podrían armar las imágenes a manera de puzles gigantes, pintar fotocopias ampliadas, o modelar los genitales en barro alfarero. Es una buena oportunidad para invitar a las familias a que participen en la elaboración de los materiales.

“Las cosas por su nombre”
Objetivo: Promover el uso correcto del lenguaje relacionado con la sexualidad humana en general y los genitales en particular. Desarrollo de la actividad: Apertura: Introducir el tema destacando la importancia de manejar correctamente el lenguaje y llamar a las cosas/objetos/partes del cuerpo/emociones, por su nombre. Jugar con algunos ejemplos: CALENTURA (buscarla en el diccionario), hacer mención a sus diferentes significados, en el deporte, en una discusión, en una relación de pareja, en cuanto a la salud (fiebre), etc. Desarrollo: Dispuesto el grupo en parejas, se le entregará a cada una, un sobre con tarjetas con definiciones de diferentes partes del cuerpo: pene, vulva, testículos, pezones, senos, orejas, clítoris, labios menores, prepucio, etc. Cada pareja deberá escribir en una hoja, otros nombres con los cuales se nombra a esa parte del cuerpo. En el pizarrón se escribirán los nombres correctos y abajo, los sustitutos. Se puede implementar una competencia entre las parejas, para ver quienes encuentran más nombres sustitutos, o quienes conocen todas las partes que están en las tarjetas, etc. Cierre: En plenario se problematizará acerca de la importancia de usar correctamente el lenguaje, nominando a las partes del cuerpo por su nombre, y no por los diminutivos, o sustitutos que tradicionalmente se les asigna.

¿Qué es un M.A.C.?
Objetivo: Informar acerca de las diferentes formas de prevención del embarazo que existen. Desarrollo de la actividad: Apertura: El día previo se solicitará buscar información acerca de la sigla M.A.C. En plenario compartir lo que se averiguó sobre esa sigla aclarando su significado. Desarrollo: Se presentarán los diferentes métodos anticonceptivos arriba de una mesa, pero tapados por una tela u otro mecanismo que impida que quien pase al frente vea cuales son los que hay. Se sortearán los turnos para que vayan pasando de a una/o, elijan un método sin observarlo y al sacarlo de abajo de la tela, tengan que contarle al grupo todo lo que saben de ese método. Esa presentación se complementará con preguntas que el grupo quiera formular y que podrá contestar el niño o niña, con respaldo del/la docente. Escribir los nombres de todos los M.A.C. y presentar el porcentaje de seguridad de cada uno. Cierre: Proponer que cada uno/a escriba una carta a un amigo/a aconsejándole y explicándole el M.A.C. que considera que es mejor. Recursos: Caja de métodos anticonceptivos. Recomendaciones y sugerencias El docente no deberá perder de vista que pueden haber familias que por razones de conciencia o de creencias religiosas, desaprueban algunos de los MAC presentados en el aula. Es importante que al abordar estos temas, las familias conozcan los objetivos que se persiguen y si es necesario, puedan expresar su opinión al respecto. Para abordar con ellas esta temática se recomienda el libro "Está bueno conversar" PES.CODICEN 2014 Es recomendable contar con imágenes de los genitales internos y externos como apoyos didácticos para esta actividad que permitan aclarar dudas sobre el uso de los diferentes M.A.C. En los Centros de Referencia y servicios de salud pública es posible encontrar la Caja de Métodos Anticonceptivos. Es importante que el/la docente remarque la importancia de la negociación en la pareja acerca de que M.A.C. van a usar, desarticulando los estereotipos de género (“la mujer no puede comprar preservativos de masculinos”) y la mitología que existe sobre algunos de ellos (“yo no uso preservativo porque no siento nada”). Es fundamental trabajar este tema en un marco más amplio de la sexualidad, en una secuencia que incluya las relaciones sexuales, la iniciación sexual, la salud y los derechos sexuales y reproductivos. Enfatizar en que algunos métodos permiten sostener la autonomía de la mujer por cuidar su salud (es decir independiente de la voluntad del varón), incluyendo el preservativo femenino. En este último caso, sería bueno que hubiera un preservativo femenino en la caja porque es poco conocido aún en nuestra región. Es indispensable tener presente que cuando se trabaje la promoción del uso del preservativo como MAC, se debe enfatizar que es el único método anticonceptivo que además permite prevenir el VIH/SIDAy otras infecciones de transmisión sexual. Es importante enseñar el uso correcto del condón, se puede utilizar un modelo tridimensional de pene o los dedos de la mano de la/el docente, evitando el uso de objetos o materiales que implícitamente trasmitan estereotipos.

“Derribando mitos”
Objetivo: Aportar información veraz y correcta que contribuya a la deconstrucción de los mitos relacionados con la sexualidad humana.
Desarrollo de la actividad: Apertura: Diálogo con los niños y las niñas acerca de lo que es un mito. Búsqueda de la palabra en el diccionario. Identificación de mitos urbanos, del barrio, de la escuela, etc. Desarrollo: Se entregan a cada niño, tarjetas en blanco, de aproximadamente 10 x 15 cms. Se les propondrá escribir frases relacionadas con la sexualidad humana, las prácticas coitales, el autoerotismo, la "primera vez", etc. Las tarjetas se escribirán en forma anónima y se depositarán en “la urna de los mitos”. Se irán sacando de a una tarjeta y problematizando entre todos/as. El/la docente evacuará las dudas que surjan durante el intercambio. Cierre: Solicitar que tomen una de las tarjetas analizadas y escriban en otra tarjeta la información correcta para elaborar entre todos/as una cartelera en la clase. Propuesta para resolver en familia: Enviar a la familia dos o tres tarjetas en blanco y proponerles que registren otros mitos que conozcan, relacionados con la sexualidad humana. Siguiendo el recorrido que se hizo en el aula, problematizar el mismo e intentar desarticularlo, escribiendo en otra tarjeta la información correcta. En la escuela, reunir todas los pares de tarjetas a los efectos de analizarlas y si es necesario, profundizar en algunas de ellas. Recursos: Tarjetas de 10 x 15 cms. Recomendaciones y sugerencias: La intervención docente deberá brindar la información fundamentada que contribuya a la desarticulación del mito, y en todos los casos en que no se cuente con esa información se deberá generar un proceso de investigación y búsqueda de la misma; proceso al cual se puede incluir a los niños/as. Los diferentes mitos trabajados en aula pueden ser un insumo calificado para abordar en las reuniones de referentes adultas/os en que se trabaje la temática sexualidad. No se instalan los mismos mitos para varones que para mujeres, y muchas veces, el mismo mito se vive de manera diferente entre varones que entre mujeres.

No hay comentarios: